Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» X-Men: Evolución (The RPG)
Miér Jun 17, 2015 12:08 am por Invitado

» X-Men: Evolución (The RPG)
Mar Jun 16, 2015 11:58 pm por Invitado

» Without a Cloak! Elite
Dom Jul 28, 2013 5:23 pm por Invitado

» hola a todos soy SenninIsland
Sáb Jul 06, 2013 5:48 am por senninisland

» [Afiliacion Elite] Sennin Island
Sáb Jul 06, 2013 5:42 am por senninisland

» The Time Turner Rol {Afiliación Élite}
Lun Nov 26, 2012 3:32 pm por Invitado

» ficha júbilo
Dom Nov 11, 2012 10:54 pm por Júbilo

» hogar dulce hogar(2 semanas despues de su llegada)
Sáb Sep 15, 2012 11:26 pm por NadaNadon

» GOTHAM SIN CITY [Afiliación élite]
Vie Jul 20, 2012 2:56 am por Invitado


Génesis Mortal

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Génesis Mortal

Mensaje por Vulcan el Miér Jul 27, 2011 5:36 pm

Según la última señal de la NASA, el transbordador debió haber caído por aquí– Un general se refería hacia su equipo. La importante presencia militar solo reflejaba el peor panorama, todos sabían que la última misión del explorador fue la de investigar un extraño cuerpo atrapado en PL 3 (Punto Lagrange) entre la tierra y la luna, esclareciendo un escenario siniestro para cualquier científico de propensa imaginación. Lo que la tripulación había descrito antes de perder señal con el control de tierra era inconcebible, y en las palabras más simples del líder de la misión fue “Una isla flotando en el universo, una isla con vegetación muerta y pequeños residuos de agua”. La expectación del equipo en tierra tampoco pronosticaba un escenario tranquilo para la imaginación de los soldados, en su mayoría atemorizados por el graznido de los cuervos, anidando en lo alto de los oscuros arboles. –Esto no parece New York ¿Habías estado antes en un bosque más siniestro qué este? – Preguntó uno de los soldados más jóvenes a su compañero de mayor rango y experiencia. – Jamás… y ya antes he estado en Vietnam. – La voz seca de su compañero no fue en lo absoluto un vestigio de seguridad; el soldado más que nervioso, parecía preparar su mente para el combate, sosteniendo con coraje su fusil. Su compañero inexperto trago saliva… por alguna razón todos sentían cerca la presencia del heraldo macabro de la muerte.

“¡Aquí el equipo de avanzada! ¡Hemos encontrado el transbordador! ¡Repito! ¡Hemos encontrado el transbordador! ¡Transferimos coordenadas! Pero general, lo que va a ver… simplemente no es humano.”

Ya oyeron soldados, avancen a marcha rápida.- Ordenó, encabezando a las tropas que se desplazaban en un trote perfecto, lo suficientemente rápido para cubrir grandes distancias en poco tiempo, pero al mismo tiempo relajado para mantener el paso durante horas si era necesario. Abriéndose pasó por la maleza del bosque macabro, el pelotón armado no demoro más que algunos minutos en llegar al punto de señal enviado por el equipo de avanzada. – Equipo de avanzada repórtese - Levanto la voz el general, cuando no vio a ninguno de sus emisarios de guerrilla. -¡Equipo de avanzada repórtense!- Insistió por la radio, pero jamás hubo respuesta. – ¡¡General mire eso!! – Gritó una voz al fondo del claro en medio de Adirondacks. Todos corrieron en esa dirección, dejando atrás el velo tupido de los arboles, y poder ver un paisaje martirizante iluminados por los últimos rayos del crepúsculo.


-Dios mío… - El general se quitó el casco, conmocionado por la mano de roca levantándose de las entrañas de la tierra. Un puño colosal, sosteniendo con rabia el transbordador espacial.- ¿Dios? Dios no existe… y si existe, te puedo asegurar que no está aquí– Reprochó una voz entre las tinieblas del bosque. Unos ojos brillantes como los astros se asomaban de la oscuridad. Los soldados apuntaron instintivamente con sus armas, pero no dispararon.- ¿Quién eres? ¡Sal de ahí! Te lo ordeno- Cuestiono el general a la enigmática figura ofuscada. - ¿Me lo ordenas? – El tono de esa jovial voz se volvió oscuro, impasible. - ¿Quién eres tú para ordenarme algo a mí? ¿Mí amo? ¿¡Te crees mi amo!?- La figura finalmente trascendió desde las tinieblas. Apenas un muchacho, demasiado joven para los ojos del general, pero con un rostro sumergido en la rabia y la tristeza. Su cuerpo; bien formado por la que alguna vez fue una vida ardua de entrenamientos especiales, estaba cubierto por un extraño uniforme rojo y negro, muy similar al equipo terrorista mutante que alguna vez, hace no mucho, fue captado ante los lentes de televisión en la conferencia política de central Park. En su mano derecha, y cojido por la solapa de su uniforme, el efebo que se hacía llamar así mismo Kid Vulcan, traía arrastrando por la hierba al líder del equipo de avanzada.- Este tipo también se atrevió a darme ordenes, y ahora está muerto.- Profirió con una repentina sonrisa adornando sus labios, desconcertante, malévola.

¡Mutante! Abran fuego todos ¡Ahora, ahora! – La orden del general ya parecía una súplica de terror, mientras su mano temblorosa se levantaba señalando al que indudablemente también era un mutante. Prestos por el terror del momento, todos los hombres apretaron el gatillo de sus armas, dejando que la andanada de plomo irrumpiera con estridencia. – Moriran… - Vulcan levanto su mano a la altura del pecho; y con la palma abierta le basto la voluntad para detener las balas en un ademan que parecía imperar su orden. El tiempo se había detenido selectivamente, congelando los misiles en el aire. – ¡Todos ustedes morirán… todos morirán hasta que ellos vengan a este lugar! – Un cumulo de luz emergió desde su palma; rugiendo como una estrella que nace y expande su terrible poder; volviendo la noche en día. Con un solo movimiento de su hombro; impulsando el brazo para adelante, toda aquella luz apilada en un cumulo comprimido estalló, volviéndose un flujo de energía sostenido que barrio peinando la zona, como un rio luminiscente derramándose. Fulminando parte del bosque, y dejando por cada hombre, una silueta carbonizada, calaveras erigidas que invitarían a cada incauto en abandonar el bosque que el indómito Vulcan erigió como su refugio.

Vulcan

Mensajes : 13
Fecha de inscripción : 21/07/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Génesis Mortal

Mensaje por Vulcan el Jue Jul 28, 2011 12:42 pm

El paulatino paso de las horas fulmino la paciencia del efebo; quién sumergido en lo profundo de una cueva, se dedicaba extenuantemente a revivir los últimos recuerdos antes del funesto día que cegó su existencia, abrazándolo en un sueño mortuorio que le arrebato casi una década de su vida. –Sway… Pietra, Darwin.- Se escuchó así mismo susurrando los nombres de sus compañeros. Las tinieblas dejaron de ser ese manto inescrutable, y le abrieron paso al paisaje de un enardecido combate, asilado en lo más profundo de su mente. Cerró sus puños con fuerza, apretando un poco más cada vez que revivía el momento exacto de sus muertes, hasta que las uñas se enterraron, abriendo heridas modestas pero profundas; derramando gotas del elixir bermellón hasta el suelo de la fría caverna. – Me mandaste a morir para poder rescatar a tus niños… pero sigo vivo ¡SIGO VIVO! – Sus dientes chirriantes apretaban fuertemente, ahogando sus ganas incansables de gritar al viento un juramento de venganza. Inútilmente, ya que pronto su voz se alzo dándole forma a los sentimientos. – ¡XAVIER! – Su cuerpo se convirtió en un vendaval de energía.

Sí no vienes por tu propia voluntad, te obligare a venir. – El joven zagal; rodeado aún por esa aura refulgente, brillando con la sempiterna llama de la venganza, salió de su guarida. Mirando más allá de su tétrico horizonte lleno de arboles y montañas. Los últimos rayos del sol habían abandonado esa parte de la ciudad, pero al extremo contrario de Nueva York el atardecer aún debería irradiar su manto escarlata; preámbulo a las puertas de la noche. – Sway… Pietra, Darwin, no dejare que los olviden tan fácilmente. Conviértanse en los heraldos que despierten los más profundos temores de Xavier.- Sus ojos cristalinos de focalizaron más allá del tiempo y el espacio, más allá de la distancia y lo evidente, para mandar los emisarios de su mensaje; la silueta de los muertos que toman forma. Los recuerdos suspendidos en el tiempo, traídos de nuevo para revivir por un segundo a los que ya no están aquí. – Hoy comienza el principio del fin para ti Xavier.-

Vulcan

Mensajes : 13
Fecha de inscripción : 21/07/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.