Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» X-Men: Evolución (The RPG)
Miér Jun 17, 2015 12:08 am por Invitado

» X-Men: Evolución (The RPG)
Mar Jun 16, 2015 11:58 pm por Invitado

» Without a Cloak! Elite
Dom Jul 28, 2013 5:23 pm por Invitado

» hola a todos soy SenninIsland
Sáb Jul 06, 2013 5:48 am por senninisland

» [Afiliacion Elite] Sennin Island
Sáb Jul 06, 2013 5:42 am por senninisland

» The Time Turner Rol {Afiliación Élite}
Lun Nov 26, 2012 3:32 pm por Invitado

» ficha júbilo
Dom Nov 11, 2012 10:54 pm por Júbilo

» hogar dulce hogar(2 semanas despues de su llegada)
Sáb Sep 15, 2012 11:26 pm por NadaNadon

» GOTHAM SIN CITY [Afiliación élite]
Vie Jul 20, 2012 2:56 am por Invitado


Dentro de la mente de una bruja ~

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Dentro de la mente de una bruja ~

Mensaje por Scarlet Witch el Miér Ago 17, 2011 4:11 pm

Cuando entré al foro, tuve mis dudas a la hora de crear a Wanda. Al hacerla le dí matices de las sagas donde la he visto, colocandola entre la demencia y la cordura. Lo sucedido en el foro me ha hecho replantearme por qué Wanda está loca, y he decidido tratar de explicarlo de la forma que a mis ojos es más conveniente.


"Hay instantes que se pierden en la noche cuando las voces se vuelven susurros errantes que divagan en fríos trozos de ladrillos. Heme aquí ahora, sola en medio de un cuarto vacío, donde puedo distinguir sombras que no son las mías. Los recuerdos me abruman como escenas de una grabación que no existe y es entonces cuando puedo alcanzar a ver de pie en el cerrado cercado su figura de torso fuerte y remarcado cubierto por una vestimenta negra como si estuviese vestido de luto. Un paraguas refrena la lluvia que cae sobre él para guiar al suelo las gotas errantes pero, también impiden que yo vea su rostro oculto en penumbras. Lo he visto cada día con sus respectivas noches como un alma carente de corazón y gloria, como quien busca en los alrededores del manicomio donde estoy confinada un solo cruce con mis ojos. Y con cada día que pasa, con cada hora que se pierde, más me pierdo yo en medio de mis recuerdos, los cuales olvido para llegar al punto en el cual empiezo a divagar.

¿Por qué estas aquí?
No lo se.
¿Quien te hizo esto?
Lo hizo él.
¿Quien es él?

¿Quién es él? Me repito a la vez que una sensación de calor empieza a viajar por mi piel naciendo de mi pecho oculto debajo de unas camisas de fuerza. ¿Quién es él? Resuena cual eco errante la misma pregunta y ese calor se apodera de cada uno de mis músculos viajando por mi piel, llegando a mis falanges que se cierran como si se tratasen de tenazas enfurecidas -¿Quién es él? - Esta vez soy yo quien grita, viendo a la nada del cuarto como si estuviese alguien presente, sintiendo como de mi cuerpo florece cual flor primaveral una tormenta de odio profundo hacía esa figura, aquella que me observa cada noche y cada día desde las afueras de la cárcel donde me ha encerrado. Ese despliegue iracundo choca como una ventisca sobre las paredes, produciendo un sonido en seco que se deshace para retornar así la calma. Siento caer mi cuerpo pesado sobre el lugar donde me obligan a dormir, acercándome lo más posible a un rincón, atrayendo hacía mi las piernas y cerrando los ojos aterrada. ¿Quien es él? Mi mente sabe la respuesta pero se niega a entregármela, como si buscase jugar conmigo un juego que solo a los demonios podría divertir. No duermo esa noche, no podría a pesar de que mis parpados se cayesen sobre las cuencas de mis ojos puesto que se que lo veré aparecer. Sé que él estará ahí acechándome en penumbras, viéndome dormir hasta despertar."


Pasan las horas en el cuarto perdido en un rincón oscuro de las viejas instalaciones psiquiátricas donde los gritos desgarradores de aquellos renegados de la sociedad se pierden para siempre entre paredes de concreto. Wanda empieza a sentir el agobio del sueño sobre ella, pero se mantiene tercamente con la espalda contra el rincón húmedo de la pared que la aísla del interior. Como todas las noches los pasos perdidos empiezan a cruzar cada pasillo como una sombría rutina de quien espera el instante preciso en el cual no es visto. El sonido de los candados abriéndose así como las dos trabas que impedían a cualquiera entrar al recinto de la interna Nº 158 son la prueba de que él había llegado. Pero esta vez ella le esperaba con los ojos abiertos, adornados con sombras debajo de ellos que ni así, lograban quitarle la luz de sus orbes y de su expectante terquedad. Pero al verlo, esta vez a escasos metros, la figura hedionda que se presenta hace que ella desease estar dormida - ¡Eres tu! ¡Fuiste tu! - sus gritos denotan la desesperación y el rechazo hacia él, aquel ser que la había seguido desde siempre, buscando ganar incondicionalmente su aceptación y la de su padre. Pero la audaz sabandija salta sobre la incapacitada mutante quien busca safar sus brazos. En el intento desesperado de sacarse de encima a esa alimaña, los ojos de Wanda se encuentran con el techo del lugar y en su estado de desesperación, la humedad de las instalaciones causan un cortocircuito en la electricidad, haciendo que del techo estallen numerosas chispas que amenazarían con dejar el asilo a oscuras. - No Wanda, Wanda. Yo vine a ayudarte, vine a liberarte. El Maestro Magneto pensó que lo mejor era que estuvieses aquí pero yo te liberaré - Esas palabras resonaron en medio del eco húmedo del cuarto antes de que la piel marmolacea y tersa de la bruja escarlata fuese ultrajada una vez más por un pinchazo en el cuello. El liquido que esa alimaña le inyecta se mueve a velocidades inimaginables por su sistema sanguíneo y hace que sus fuerzas mermasen de manera alarmante.

Esa alimaña que había sido humillada un sin fin de ocasiones había llegado al punto cúspide de la rebelión en la cual tenía a la dama de sus más pérfidos sueños sometida como una enferma mental, enloqueciendola cada día al mostrarle la imagen de su padre para así culparlo a él de todos los pecados cometidos en su contra. Y la mente de la poderosa bruja de atavíos escarlatas, el nido del poder supremo, era incapaz de ser en la fina linea de la realidad, creando una propia en la cual lo que ese ser nauseabundo le decía era cierto. Donde ella había sido victima de un desgraciado hombre que solo pensaba en si mismo; donde su hermano había sido atacado por él con deseos de quebrarle las piernas y donde ella había sido recluida en el lugar más sombrío de la tierra. Y ese hombre, vigía de sus infiernos tenía un nombre, un sobrenombre e incluso, un titulo: Erick Leshner, Magneto...Padre.


Scarlet Witch

Mensajes : 44
Fecha de inscripción : 08/05/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Dentro de la mente de una bruja ~

Mensaje por Cíclope el Vie Ago 19, 2011 8:21 pm

En estos momentos realmente aprecio la creación de este rincón. Los escritos publicados son hermosos y tú, Wanda, no haces más que aportar a ésto. Un saludo, me ha fascinado.

Cíclope

Mensajes : 259
Fecha de inscripción : 22/04/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Dentro de la mente de una bruja ~

Mensaje por Scarlet Witch el Jue Sep 01, 2011 4:53 pm

Gracias, Cyclops.

Scarlet Witch

Mensajes : 44
Fecha de inscripción : 08/05/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Dentro de la mente de una bruja ~

Mensaje por Contenido patrocinado Hoy a las 3:27 pm


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.