Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» X-Men: Evolución (The RPG)
Miér Jun 17, 2015 12:08 am por Invitado

» X-Men: Evolución (The RPG)
Mar Jun 16, 2015 11:58 pm por Invitado

» Without a Cloak! Elite
Dom Jul 28, 2013 5:23 pm por Invitado

» hola a todos soy SenninIsland
Sáb Jul 06, 2013 5:48 am por senninisland

» [Afiliacion Elite] Sennin Island
Sáb Jul 06, 2013 5:42 am por senninisland

» The Time Turner Rol {Afiliación Élite}
Lun Nov 26, 2012 3:32 pm por Invitado

» ficha júbilo
Dom Nov 11, 2012 10:54 pm por Júbilo

» hogar dulce hogar(2 semanas despues de su llegada)
Sáb Sep 15, 2012 11:26 pm por NadaNadon

» GOTHAM SIN CITY [Afiliación élite]
Vie Jul 20, 2012 2:56 am por Invitado


Una noche en la cocina

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Una noche en la cocina

Mensaje por Mystique el Jue Sep 15, 2011 12:26 am

Solo la luz de la cocina estaba prendida esa noche, dado que eran las 2 de la mañana no era algo extraño, a fin de cuentas ese lugar era una escuela y todos los chicos debían estar durmiendo. Pero esa luz se encontraba encendida porque una mutante de piel azul, que no podía estar más lejos de ser una estudiante allí, se encontraba en la barra de la cocina bebiendo un vaso de agua.

Las razones que la habían llevado a estar levantada hasta tan altas horas, era que a pesar de que ya llevaba una semana allí o un poco más, aun no había podido hablar demasiado con Kurt, y ni siquiera había cruzado palabras con su hija. -Sabía que seria difícil… pero no que imposible- Al decirlo, bebió un poco del vaso de agua, mientras se quedaba viéndole con una sonrisa sarcástica. -Ni siquiera hay algo decente para beber y lamentarse… que bajo has caído Raven- Estas ultimas palabras se las dijo a si misma mientras dejaba el vaso a un lado, como si no tolerase verlo.

-¿Estas vigilándome Scott?- preguntó la metamórfica mutante en voz alta, sin mirar a ningún lado en particular. Bien sabía que aquel X-man desconfiaba de ella, y que era bastante probable que en ese mismo momento, en vez de dormir, le estuviese viendo por una cámara escondida. -No creo que tenga nada de ilegal tomar un poco de agua… ¿o es que crees que la estoy envenenando para los estudiantes?- Al decir eso se rió un poco para luego comenzar a cambiar de forma.

La forma que había elegido esta vez, era nada más y nada menos que la de Ororo, también conocida como Storm. -Mmmm, quizás me equivoque y debería usar a Jean ¿Eso te gustaría Scott?- Esto lo pregunto nuevamente en voz alta, solo que esta vez usaba la misma voz que la mujer que controlaba el clima.

Mystique

Mensajes : 230
Fecha de inscripción : 09/08/2011
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una noche en la cocina

Mensaje por Soma el Vie Sep 16, 2011 4:54 am

Como ya era su costumbre Soma solía rondar de noche por la enorme mansión, escabulléndose silenciosamente como una sombra, ya que aun no se acostumbraba a la presencia de los estudiantes. De hecho, las únicas personas que no le ponían nerviosa eran principalmente Kitty y Kurt, aquel mutante que guardaba tantas similitudes con ella. Con el resto se mostraba silenciosa y arisca, aunque los demás atribuían su conducta a la timidez de ser nueva.

Esa noche había estado en la cocina comiendo frutas, que era su principal dieta desde que llegara a la mansión, pero apenas escuchó pasos acercarse se ocultó fundiéndose con las sombras del rincón más apartado de la cocina. Lo que vió le sorprendió, ¡una mujer con la misma piel azul y los ojos ambarinos!, la miró detenidamente desde su posición dándose cuenta de la angustia que reflejaba sus ojos, así como la frialdad que de momentos mostraba.

Casi dió un respingo cuando comenzó a hablar sola. Sabía que era de mala educación escuchar a escondidas, pero tampoco podía mostrarse, no la conocía, no sabía quien era y eso para Soma era igual a simplemente pasar inadvertida. Aunque cuando se dirigió a un invisible Scott ahí si que njo pudo evitar dar un respingo creyéndo de que el mutante "eternamente enfadado" estaba en la cocina. Con el repentino movimiento su cola golpeó casualmente el vaso que había dejado ella misma a su lado el cual calló haciéndose añicos en el suelo...Se había puesto en evidencia.
Pero aun así se quedó quieta, resaba que la otra mujer fuera superticiosa y creyera que había sido algún fantasma o algo así.

Aunque honestamente, ni Soma misma se tragaba ese cuento en una academia llena de mutantes.

Soma

Mensajes : 271
Fecha de inscripción : 04/06/2011
Edad : 33

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una noche en la cocina

Mensaje por Nicholas el Vie Sep 16, 2011 12:27 pm

Me desperté en medio de la noche, agg, tenía la garganta seca. Estiré la mano para coger la botella de agua y casi la tiro al tantear en mi mesilla de noche, sin embargo estaba vacía como su propia falta de peso mostraba, asi que tampoco habría importado. Suspiré y giré la cabeza para ver la hora en mi reloj digital: las dos de la mañana, "magnífica hora para mantenerse despierto" pensé con ironía. Bueno, por lo visto no tenía agua en la botella, pero podía levantarme e ir a rellenarla al grifo del baño ... o tambien podía ir a la cocina y tomar una taza de leche caliente, si, con colacao, y quizás acompañada de un par de magdalenas.

Aparté las sábanas de un tirón y me puse las zapatillas, me paré un momento pensando si debía ponerme la cinta en la cabeza para tapar la marca en forma de flecha que tenía en la frente desde mi nacimiento. Negué con la cabeza, ¿en que estaría pensando? dentro de la mansión nunca me la ponía, no me importaba que viesen mis marcas, al fin y al cabo había gente mucho más rara que yo.

Vagué por los pasillos y escaleras de la mansión hasta llegar a la cocina, abrí la puerta y ni siquiera me fijé en la persona que estaba sentada hasta que pasé a su lado, me giré rápidamente de un salto y se me fue el color de la cara.

-Bu..buenas noches, señorita Ororo, yo..yo solo venía a por un vaso de leche y ya me iba a ir ahora a cama, esque..esque..

El sonido del cristal rompiendose me hizo saltar del susto de nuevo, en un acto reflejo dije mi frase más comun, la que más veces se me había oido decir desde que estaba alli:

-Yo no he sido! - una frase que normalmente era mentira, aunque en esta ocasión era verdad.

Nicholas

Mensajes : 5
Fecha de inscripción : 15/09/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una noche en la cocina

Mensaje por Mystique el Vie Sep 16, 2011 12:57 pm

La furia que Mystique se encontraba soltando hacia Scott, o al menos eso pensaba, fue reemplazada por sospecha. Al oír que un vaso se rompió volvió a su forma original rápidamente, mirando lo que le rodeaba. ¿Cómo podía haber sido tan estupida de no notar que había alguien allí? Por puro instinto busco con la mirada los cuchillos de la cocina, dándose cuenta que los tenia al alcance de la mano, algo que la tranquilizo un poco si debía ser sincera. -Quédate allí, y no, no soy Ororo…- Dijo en voz baja-

Entrecerrando un poco los ojos, vio el movimiento de una cola en las sombras. -¿Kurt? ¿Hijo?- Preguntó en voz baja, sabía que Kurt no era el único mutante con cola allí, pero fue lo único que se le ocurrió preguntar mientras con cuidado se acercaba hacia un rincón de la cocina que aun estaba en sombras, teniendo siempre a mano los cuchillos, pero sin agarrarlos. Mientras caminaba con cuidado hacia ese lugar, no podía evitar preguntarse desde que momento estaba allí sea quien fuese.

Al acercarse lo suficiente como para ver detenidamente a la persona que había destruido aquel vaso, se quedo quieta. No podía creer lo que sus ojos veían, era idéntica a Kurt, aquel tono azulado, la cola… -¿Quién eres?...- Esta fue la única pregunta que Mystique pudo formular, no la hizo de forma severa o con miedo, sino con duda, preocupada por cual seria la respuesta dada por aquella mutante.

Mystique no podía apartar los ojos de aquella cola que brotaba del cuerpo de la mutante, esa cola sumado al color azul de sus pies y el amarillo de sus ojos le recordaban inevitablemente a Kurt. Lo que provocaba que también pensase en Azazel, aquel demonio que hacia tantos años la había embarazado por razones egoístas, cuando ella estaba realmente enamorada. Si, de darse la oportunidad también decidió preguntarle quien era su padre, era una posibilidad remota que fuese Azazel, pero seguía siendo posible…

Mystique

Mensajes : 230
Fecha de inscripción : 09/08/2011
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una noche en la cocina

Mensaje por Soma el Sáb Sep 17, 2011 4:38 am

- ¿Eres la madre de Kurt?

Preguntó a la vez que salía de su refugio en las sombras mostrándose completamente a la mutante azul y le otro chico. Como ya era costumbre vestía su Sarì azul el cual le cubría hasta la nariz, dándole una apariencia algo fantasmal, sólo sus ojos dorados miraban a Mystique con curiosidad y asombro. Para Soma la idea de que un mutante pudiera tener "padres", ya fuesen humanos u otros mutantes, le era casi una fantasía. Para la recién llegada los mutantes no eran más que "algo" que ocurría por accidente.

- Lamento si los asusté, pero aun no me acostumbro a tener gente a mi alrededor y me pongo nerviosa con facilidad...- Se disculpó mirándo a ambos con una sonrisa de disculpa que se dibujaba bajo el fino velo que cubría parcialmente su rostro.- Me llamo Soma...

Avanzó unos pasos más casi sin hacer ruido, ya que andaba descalza.

- ¿En verdad eres la madre de Kurt?- Volvió a preguntar casi sin poder creer en lo que había dicho Mystique.

Soma

Mensajes : 271
Fecha de inscripción : 04/06/2011
Edad : 33

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una noche en la cocina

Mensaje por Mystique el Sáb Sep 17, 2011 1:38 pm

Al ver que la mutante que estaba acechando en las sombras era así de tranquila, finalmente pudo relajarse un poco, mientras seguía admirando la forma mutante y el gran parecido que tenia aquella chica junto a Azazel y Kurt, luego volteó a ver al joven que se hallaba allí. Aquel chico tampoco parecía amenazante, pero en esa mansión nunca se sabía a ciencia cierta.

-Si, de verdad soy la madre de Kurt… Mi nombre es Mystique.- dijo sin entender porque a Soma, como se hacia llamar la mutante, le sorprendía tanto. –No veo porque tanta sorpresa…- Comentó mientras le miraba, intentando convencerse de que era imposible que aquella joven fuese hija de Azazel, lo que no estaba logrando. Mientras movía un poco el cuello, sonrió un poco, con la decisión de llevar a cabo una prueba –Bien, creo que estoy en desventaja- Dijo sonriendo mientras veía a ambos.

-Ya saben que mi poder es transformarme en otras personas… sin embargo yo no se nada sobre las habilidades de ustedes- Su intención era mas que nada, saber si aquella chica podía teletransportarse, lo que seria una prueba casi indudable de que es hija de Azazel, Mystique no creía en las coincidencias. –Entonces… ¿Qué les hace especiales?- Dijo mientras sonreía un poco, logrando cambiar radicalmente su actitud inicial, todo para averiguar la verdad sobre Soma.

Mystique

Mensajes : 230
Fecha de inscripción : 09/08/2011
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una noche en la cocina

Mensaje por Nicholas el Sáb Sep 17, 2011 5:35 pm

Vaya, de entre las sombras apareció aquella mutante azul, lo curioso del asunto esque la mujer que se había transformado en la maestra ororo tambien era azul...

-Creo que me he metido en la peli de Avatar. - dije con una sonrisa, lo cierto esque yo tampoco era el culmen de la discreción ya que tenía una flecha azul en la frente y otras dos en los brazos que junto con mis ojos se iluminaban cada vez que usaba mis poderes.

Luego nombraron a Kurt, si, ahora que lo decían se parecía mucho a la mutante que había tirado el vaso, y, ¡vaya! por lo visto la señora que se tranformaba era su madre, eso explicaba su azulada apariencia.

-Hola Soma! Hola mystique! Me llamo Nicholas, pero me podeis llamar Nic, y ya que muestras interés por mi poder debo decir que no es algo sencillo de explicar. Verás, en la familia de mi padre todos teníamos el mismo poder que el profesor Xavier pero solo entre nosotros, pero a mucha mayor potencia, pero como solo quedo yo ese poder ya no sirve, sin embargo se tranformo en algo distinto y ahora tengo a mi papá dentro de mi cabeza y puedo traerlo de vuelta a la vida temporalmente si quiero. Ademas tengo los conocimientos de mi padre, mi abuelo y mi bisabuelo y puedo crear cosas con la mente, aunque se notan que son falsas y todas están hechas del mismo material, el profesor dice que es energía psíquica sólida.

Nicholas

Mensajes : 5
Fecha de inscripción : 15/09/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una noche en la cocina

Mensaje por Soma el Dom Sep 18, 2011 6:07 am

Sonrió al muchacho al escucharle comparar la situación con aquella película de ficción al igual que el sujeto que apareciera en el Central Park antes de que se fuera con los hombres X.

- No eres el primero que opina asi...

Comentó antes de guardar silencio pensándo en las palabras de Mystique. ¿Cómo explicar que jamás había tenido el concepto de madre, padre o hermanos? Le complicaba el hecho de tener que exponerse ya que, al expresarse podría ofender o molestar a quien le escuchaba.... Así como pasó cuando dió su opinión sobre el "Amo" de la casa, era evidente de que su comentario molestó a los presentes en aquella ocación aunque todos fueron tan educados en disimularlo muy bien.

- Me sorprendió, porque jamás había tenido la oportunidad de ver a una mutante que fuera madre...- Confesó con una gentil sonrisa bajándo el velo que cubría su rostro descubriéndo una blanca sonrisa adornada con dos prominentes colmillos.

Pero su sonrisa se fue desvaneciéndo al escuchar la pregunta sobre lo que los hacía especiales notándo como el muchacho explicaba sin reparos sus habilidades.

- Nicholas, no deberías ser tan imprudente....- Dijo con calma, pero con cierta seriedad.- ¿Qué pasaría si Mystique o yo misma fueramos extrañas en la mansión y quisieramos dañar a los que aquí duermen?...- Preguntó moviéndose con movimientos lentos y calculados como una enorme pantera acechándo y midiéndo a su presa.- Deberías ser más prudente al momento de hablar sobre tus habilidades....

Miró a Mystique por unos momentos volviéndo a sonreir, era claro que Soma no tenía idea del trasfondo de aquella mutante dado a su largo cautiverio.

- Lamento si mis palabras sonaron algo rudas...pero al momento de hablar de habilidades soy algo reservada....pero mi apariencia ya es suficiente no?- Comentó sonriéndo más amenamente mientars se acercaba a un frutero y de un certero movimiento pinchó una manzana cpn la punta de su cola, la cual estaba hecha de queratina mismo material con el que crecen los cuernos de los rinocerontes, las escamas de los reptiles y las uñas humanas. La cola en forma de flecha era angulosa dándole un filo agudo pudiéndo ser un arma en potencia.

- ¿Y a ti?...¿sólo cambias de forma o tienes otra habilidad?- Preguntó completamente sin malicia ni deesconfianza, pero inconcientemente devolviéndole la mano.

Soma

Mensajes : 271
Fecha de inscripción : 04/06/2011
Edad : 33

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una noche en la cocina

Mensaje por Mystique el Dom Sep 18, 2011 3:38 pm

Mystique escuchó atentamente la descripción del poder de Nicholas, pero cuando llego el turno de Soma, no pudo evitar fruncir el ceño, la joven era mucho más astuta de lo que se había imaginado. Sin embargo lo que también llamo su atención, fue que parecía que aquella chica nunca había visto a una mutante ser madre, lo que podía significar dos cosas: O ella nunca conoció a su madre, o su madre era en realidad humana.

-Eres muy inteligente Soma, es bueno ser reservada en los poderes, pero lamento decirte que te equivocas en una cosa.- Sonrió un poco mientras su piel adquiría un fuerte color rojo, su musculatura se ampliaba un poco y su cabello pelirrojo se acortaba, poniéndose de color negro. Sus ojos mantuvieron el mismo color ambarino, mientras que sus ropas también sufrieron un cambio, tomando la forma de una especie de armadura, la cual parecía resultar bastante decorativa.

Por ultimo, se hizo presente una cola prensil, muy parecida a la de Soma y Kurt, solo que esta mantenía el mismo color rojo de la piel de la forma que estaba usando actualmente. Con rapidez movió aquella cola e hizo el mismo movimiento que hacia minutos, demostró Soma, solo que en vez de una manzana fue una naranja la que pinchó. Eso no era más que un simple truco a la vista, si aquella cola tuviese que enfrentarse a la de Soma, era obvio que Mystique perdería estrepitosamente, claro que eso era algo que no permitiría que esa chica supiese.

Moviendo la cola un poco, miro a Soma con una sonrisa, la que viniendo de ese cuerpo resultaba un tanto intimidante. La intención verdadera de Raven al tomar ese cuerpo, era ver si la joven lo reconocía, a fin y al cabo la forma que había adoptado era la de Azazel, padre de Kurt. –En lo que te equivocas es simple, y de paso responderé a tu pregunta: No, tu apariencia no es suficiente… es fácil, muy fácil fingir con la apariencia física.- La voz que estaba usando, era la misma de Azazel, lo que hacia aquella escena bastante rara. –Entiendo que no quieras decir si tienes otros poderes, por ello mismo yo tampoco diré si “solo me transformo”- Nuevamente volvió a sonreír mientras acercaba la cola a su mano derecha y retiraba la naranja de esta, comenzando a pelarla con sus manos mientras volvía a su forma normal. –Esto va a ambos… no se fíen de las apariencias, o podrán terminar muy mal, y no, no es una amenaza- Dijo con una sonrisa tranquila.

Azazel:
Spoiler:

Mystique

Mensajes : 230
Fecha de inscripción : 09/08/2011
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una noche en la cocina

Mensaje por Soma el Miér Sep 21, 2011 10:02 am

La azulina mutante dio unos pasoa hacia atrás mientras Mystique se transformaba en lo que, a los ojos de la indú, era un demonio sacado del mismo Ring Veda. Miró detalladamente la nueva forma de la mutante a lo que le llamó la atención la cola, tan similar a la suya propia sólo el color era diferente.

No podía negar que Mystique le hablara y le sonriera con esa apariencia y con esa voz le daba miedo, pero trató de mantenerse tranquila aunque su cola delataba su nerviosismo, ya que se meneaba de un lado a otro como la cola de un gato nervioso. Pero ningún trastro de reconocimiento cruzó por sus ojos al sostenerle la mirada a la mutante, obviamente no podría reconocer a alguien a quien jamás había visto.

-Bueno, es de cada quien el reservarse de hablar...- Dijo casi sin moverse y sin separar sus ojos del enorme mutante de piel roja.-Pero con tus palabras es posible deducir que si tienes alguna otra habilidad...- Agregó estudiándo cuidadosamente cada reacción del otro. Soma era muy buena para ver lo que pasaban por alto todos los demás.- Las apariencias no son más que el manto que oculta a la verdadera criatura... Por muy humano que se vea o por muy inofensivo que lusca....uno nunca sabe que oculta.- Comentó dándole la razón a las palabras de Mystique sintiéndose más tranquila al ver que volvía a su forma original.

La noche envolvía a la mansión en el más absoluto silencio, sólo la cocina parecía tener vida a esas horas de la noche. El muchacho, Nicolás, guardaba silencio momentáneamente. Soma caminó nuevamente con sus pies descalzos los cuales asomaban ocacionalmente bajo su amplio sarì dejándo entrever que, al igual que Kurt, sólo poseía dos dedos en cada pie. Dió la vuelta a la mesa acercándose a Mystique mirándola detenidamente con el semblante serio antes de sonreir amistosamente.

- Aun no me creo que seas la madre de Kurt...- Dijo sentándose a su lado.- Disculpa mi sorpresa, no he tenido muhco "mundo" y no tenía idea de que los mutantes podíamos tener padres o hermanos...- Comentó recordándo a Wanda abrazándo a su hermano.- Por lo menos es bueno saber que algunos mutantes no están solos por completo... espero que la mayoría tenga familia...- Soma hablaba con total sinceridad e inocencia al respecto, desde que tuviera conciencia la habían tratado como "La mascota" y después pasó a ser una "Pieza de colección". ¿Cómo se iba a enterar de familias o relaciones fraternales? Si su única "relación afectiva" habían sido con sus multiples dueños que la trataban como la veían.... como una propiedad.

Pero a la mutante no parecía incomodarle mucho el hablar de mutantes como si fueran "Algo", de todas formas no conocía otra forma.





Soma

Mensajes : 271
Fecha de inscripción : 04/06/2011
Edad : 33

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una noche en la cocina

Mensaje por Mystique el Sáb Sep 24, 2011 1:49 am

La decepción en el rostro de Mystique se hizo bastante evidente al ver que Soma no conocía a Azazel, no sabía bien porque… pero por dentro quería que ella fuese hija de aquel demonio. Odiaba admitirlo, pero por dentro aun sentía algo por él, aquel mutante que fue el primero en amar.

Al menos su intención de que Soma interpretase que tenía otro poder, pareció surtir efecto, ya que ella así lo dijo. Lo que siguió a esas palabras sobre su poder, le resulto bastante interesante. Como lo pensaba, aquella joven era muy inteligente, a pesar de su limitado conocimiento respecto a las libertades mutantes que había, como el tener hijos o familia, lo que indicaba que su infancia debió ser horrible.

Nuevamente Soma le dijo que le costaba creer que se tratase de la madre de Kurt, lo que comenzaba a ofenderle un poco. –Entiendo que te cueste creerlo, Soma… pero el es mi hijo, y el mutante en que me transforme recién era su padre, de quien heredo el poder de teletransportarse…- Luego de decirlo suspiró un poco, hablar tanto de su hijo, como del padre de este le dolía un poco, sobretodo porque no tenia el cariño y amor de ninguno. –Si, la mayoría de los mutantes tienen familia… solo que mi caso no es exactamente así, cometí actos, de los cuales no me arrepiento, pero que me distanciaron de mis dos hijos.- Mystique ni siquiera sabía porque le contaba eso a aquella extraña, sin embargo creía que podría seguir y seguir.

Quizás era el gran parecido con Kurt lo que le permitía abrirse tanto a aquella joven, lo que sabia que estaba mal, a fin de cuentas ella nunca se comportaba así. –No importa, mi pasado no es tan interesante- Dijo tranquila mientras dejaba la naranja a un lado y sonreía un poco, volviendo a tener control sobre si misma y sus sentimientos. –Lo importante es que te acostumbres a que por aquí es normal hablar de las familias, pero mas que nada, veras que muchos dicen que esta es su nueva familia-

Esa era una de las tantas cosas que les resultaba ridículas en la mansión, entendía que aquellos jóvenes buscasen una familia o algo parecido, pero verlo por parte de los mayores les resultaba un sinsentido, si ella estaba allí era por su familia de verdad, no porque había otros mutantes que pudiesen comprenderla o no. –Ya te iras acostumbrando supongo… yo aun lo estoy haciendo…- Luego de estar callada unos segundos, decidió averiguar un poco más sobre ella. –Debo suponer entonces, que no tienes familiares, o que al menos no conociste a tus padres… después de todo, tanto mutantes como humanos tienen que nacer de algún lado.-

Por ahora había decidido que esa chica no era hija de Azazel, que la cola y los dedos de los pies eran solo una gran coincidencia… nada más que eso.

Mystique

Mensajes : 230
Fecha de inscripción : 09/08/2011
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una noche en la cocina

Mensaje por Soma el Dom Sep 25, 2011 8:52 am

Al ver la espresión de decepción de Mystique, Soma se sintió algo culpable, sentía que había hecho algo o dicho algo que había molestado u ofendido a la mutante. Así que se dedicó a observarla en un tranquilo silencio escuchándola con total atención como le habían enseñado sus "Amos".

Se daba cuenta de que aquella mutante cargaba un enorme peso sobre sus hombros y, por la forma de hablar, no le agradaba hablar de esos temas. Pero aun así Soma se mantuvo silenciosa prestándo atención y sin mostrar ninguna clase de recriminación ante sus palabras.

- Mira... Yo no tengo idea de familias o de lazos padres e hijos...pero lo que sea que hayas hecho, tienes que haber tenido tus razones...Y si no te arrepientes es porque no estabas tan errada...- Comentó con tranquilidad mientras jugueteaba con la punta de su cola entre sus manos.

Sonrió al escuchar que la otra mutante tampoco se adaptaba bien al ambiente tan familiar que impregnaba la enorme residencia y....no es que le molestara, simplemente era algo totalmente desconocido para Soma. Volvió a centrar sus ojos en los de mystique cuando esta dio su opinión sobre los padres o procedencia de la azulina mutante la cual meditó un momento antes de responder.

- Crecí en un hambiente controlado...sin contacto alguno...sólo mis dueños...- Comenzó a contar situándo sus ojos en algún punto del suelo.- Jamás me hablaron de padres o de mi origen.... así que no sé nada de eso...

Ahora era ella la que evadía el tema al guardar silencio, estaba muy a gusto como para hablar de esa época de su existencia.

- Entonces.... ¿Kurt heredó su habilidad de su padre?...y el color de ti....que interesante...- Comentó volviéndo a sonreir en un intento de desviar el tema.

Soma

Mensajes : 271
Fecha de inscripción : 04/06/2011
Edad : 33

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una noche en la cocina

Mensaje por Mystique el Lun Sep 26, 2011 12:37 am

A Mystique comenzaba a agradarle esa joven, mas que nada porque dijo, aunque sea sin saber exactamente que hizo, que tan errada no fueron las acciones de la metamórfica mutante. Lo mejor era simplemente desistir de averiguar si aquella pequeña era o no, hija de Azazel, ya con el tiempo se sabría.

Ahora mas relajada, se sentó en uno de los banquillos que había allí seca y apoyo sus codos en la barra, observando a los allí presentes. Las palabras de Soma le causaron un poco de tristeza, a fin de cuentas siempre le afectaban las historias de los mutantes que tuvieron un pasado parecido al suyo.

Dándose cuenta que la joven no quería seguir hablando de ello, decidió seguirle la corriente y hablar de otro tema. –Aun así, si tanto te cuesta creerlo es porque Kurt ni siquiera me menciono… lo que demuestra que aun no me aprecia como madre, ni siquiera algo parecido…-

Mystique sabía que lo que estaba por hacer no estaba bien, que si Kurt se enteraba el incluso la trataría mas distante aun, sin embargo no pudo evitar hacerlo. Aquella oportunidad que se presentó ante ella era bastante tentadora, además conociendo a su hijo, era muy posible que se sintiese curioso por aquella chica, con tanto parecido que tenia con él.

-Se que ni siquiera nos conocemos bien Soma… pero si tu te hablas con mi hijo me gustaría que le preguntes sobre mi, al menos que logres que admita mi existencia, y no que solo sea una persona mas.-

No le enorgullecía hacer eso, pero si al menos le servia un poco para que Kurt comenzase a hablar sobre ella sin avergonzarse, significaba que no era un desperdicio el estar en aquella mansión.

Mystique

Mensajes : 230
Fecha de inscripción : 09/08/2011
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una noche en la cocina

Mensaje por Soma el Mar Sep 27, 2011 7:42 am

Mientras escuchaba a Mystique la sonrisa de Soma se fue borrándo poco a poco, dándo paso al escepticismo. No podía creer lo que escuchaba, que Kurt, ese mutante tan jovial y alegre no apreciara a su propia madre? La miró atónita sin saber muy bien que decirm las relaciones afectivas, definitivamente, no eran su fuerte.

- Kurt no me conoce aun... sólo nos hemos visto unas pocas veces...- Comentó mirándola a los ojos antes de posar una mano sobre la de Mystique. Este gesto sorprendió a la misma Soma, ya que jamás se atrevía a hacer contacto físico con nadie por temor a las reacciones al ver su color de piel o sus manos con sólo tres dedos, pero con Mystique se sentía con mucha más confianza y la preocupación que traslucían sus palabras hacían que la azulina tomara valor para intentar animar a la metamorfa.- Kurt es muy amable conmigo, aunque es raro encontrarse a alguien tan parecido a ti....- Comentó voliéndo a sonreir.-Claro, ¡déjamelo a mi!- Exclamó llevándose la mano que, momentos antes estaba sobre la de Mystique, al pecho.- De todas formas deseo hablar con Kurt, me da curiosidad...- Admitió encogiéndose de hombros al tienpo que sacaba la punta de la lengua en un travieso gesto que le hacía lucir como una chiquilla.- No te precupes, no sabrá que mantuvimos esta conversación, aunque usaré este encuentro para llegar al tema...Además, creo que es imposible que alguien no quiera....aunque sea un poquito, a sus padres.... Si tu fueras mi madre te querría sin importar lo que hubieras hecho, porque es un hecho que sin ti Kurt no existiría....bueno, es algo complicado de explicar, tengo una creencia media extraña ya que he vivido muchos años entre la India oriental, Nepal y China...supongo que adopté un poco de cada credo.- Se excusó, no quería meterse más allá en ese tema tan delicado como tampoco quería que Mystique se sintiera peor.

Aunque sus palabras eran sinceras, quería ayudarla y creía completamente que el amor de padres a hijos jamás muere. Aunque ella jamás supiera de aquello por experiencia....simplemente lo intuia.


Soma

Mensajes : 271
Fecha de inscripción : 04/06/2011
Edad : 33

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una noche en la cocina

Mensaje por Mystique el Mar Sep 27, 2011 10:16 pm

Al sentir la mano de Soma sobre la suya, el primer impulso que Mystique sintió fue el de retirarla, cosa que no hizo ya que no quería perder la confianza de esa joven, quien parecía estar completamente dispuesta a hablar con Kurt sobre ella. Nuevamente sentía esa sensación familiar que solo su hijo le daba.

El saber que Kurt no conocía bien aun a aquella joven no eran buenas noticias, eso solo terminaría haciendo aun mas difícil para Soma el convencerle, por lo que veía poca oportunidad de un logro, aun a pesar de la animosidad de la joven por hacerlo. –Es bueno oírte decir eso…- comentó sonriendo un poco al escuchar que si Mystique fuese su madre, ella le querría igual, sin importar nada. –Entiendo eso de tener demasiadas culturas Soma, yo también viajé mucho, y logre ver muchas culturas… el tema es que hace ya tiempo que abandone toda creencia de un ser superior, en todo aspecto.- Sus palabras no fueron con intención de sonar fría, simplemente quería aclarar el punto de que la religión no era lo suyo. –Pero si doy la libertad de que otros crean en lo que deseen, no te confundas y pienses que soy una psicópata que no deja a otros creer en algo.- Todas sus experiencias anteriores la habían forzado a ser así, sin poder creer en una fuerza superior que en algún momento pudiese salvarle y perdonarle todos sus pecados. Suspirando largamente, volvió a servirse un poco de agua en un vaso mientras miraba atentamente a Soma, la personalidad de esa joven aun le intrigaba bastante, aun a pesar de haber sufrido tanto como dijo, parecía ser capaz de dejarlo atrás y sonreír, como si nada hubiese pasado. –Hemos hablado mucho Soma… pero aun no se que edad tienes, cosa que espero puedas decir- Dijo sonriendo lo ultimo, ya que aquella chica había sido muy precavida cuando se trataba de hablar de sus poderes, quizás también era igual de reservada con su edad.

Realmente no le interesaba demasiado la edad de Soma, solo era un dato mas, algo de que hablar… aun no quería que esa chica se alejase de la cocina, le recordaba demasiado a Kurt como para solo hablar unos minutos.

Mystique

Mensajes : 230
Fecha de inscripción : 09/08/2011
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una noche en la cocina

Mensaje por Soma el Dom Oct 02, 2011 7:47 am

- No es que crea en un "Dios" o algo así.... pero me gusta creer en el "Karma" y que todos pagan por las injustician que cometemos.-Le aclaró sonriéndo a la vez que Mystique sonreía, cualquiera que las viera creería que eran mellizas y quizás gemelas, sólo las distinguía la vestimenta y las diferentes cabelleras.

Soma dio un suspiro soltándo la mano de Mystique y apoyándo ambos codos en la mesa descansó su mentón en sus manos enfocándo sus dorados ojos hacia la ventana que sólo mostraba la oscuridad de la noche.

- ¿Mi edad?- Preguntó parpadeándo al tiempo que volvía a mirarla, se quedó largo tiempo pensándo ¿Qué edad tenía?, jamás le habían dicho su edad o fecha de nacimiento, así que no estaba segura del todo.- Mmmm..... No lo sé, creo que cerca de 20, más o menos...- Respondió poco convencida de sus propias palabras.- Bueno, fue Mutti quien me dijo mi "edad" ya que ella llevaba la cuenta de mi tiempo en esa casa y sacando un estimado de mi edad de llegada. Era curioso, ella siempre me preparaba alguna golosina para celebrar mi llegada a casa, ella decía que era por mi "cumpleaños" o algo así....era divertida ¿sabes?, fue ella quien me enseñó a leer y a escribir, creo que era la única que me no me veía como parte de la colección del amo.

Mientras hablaba de su "Mutti" los ojos de Soma brillaron con ternura ante sus memorias junto a esa señora a la cual le debía su libertad y, también su vida. De un momento a otro Soma soltó una suave risa antes de encogerse de hombros. Se sentía rara hablando con tanta soltura con aquella mutante, jamás había hablado con nadie de esta forma en su vida y al hacerlo ahora le hacía sentir una cálida y curiosa sensación.

- Ah....lo siento, me devié del tema...- Se disculpó sin perder su alegre sonrisa.

Spoiler:
Mystique, querida.....te estas ganando la confianza de Soma....pobre que la hagas sufrir ¬_¬.... Mira que te hecho al pozo para que Leo te fría Ò_Ó

Soma

Mensajes : 271
Fecha de inscripción : 04/06/2011
Edad : 33

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una noche en la cocina

Mensaje por Mystique el Dom Oct 02, 2011 3:09 pm

Mystique escuchaba con atención las palabras de Soma, sobretodo cuando comenzó a hablarle del karma. Aun cuando quisiese, no podía evitar preguntarse cuando el karma llegaría por ella, o siquiera si ya lo estaba sufriendo. Quizás era por eso que Kurt y Rogue no le hablaban por motus propio siquiera.

-Supongo es justo que te diga mi edad, o al menos una aproximación ya que es lo que me diste.- Eso lo dijo con una sonrisa, como si estuviese bromeando con Soma ya que ella no le dio su edad exacta. –Tengo… mas de 60 años… mi mutación me permite renovar mis células, lo que me permite seguir siendo joven.-

Luego de haber dicho eso, pensó un poco sobre esa persona, “mutti” de la que tanto hablaba Soma. Ahora todo cerraba un poco mas para Mystique, poco a poco deducía porque su personalidad era así, ella había tenido a alguien en su vida. Soma tuvo una persona que le ayudase en momentos difíciles cuando era joven, Raven nunca había tenido alguien así, fue por eso que ahora era de esa manera. –No te disculpes por desviarte de tema… yo también lo hice en su momento cuando hable de Kurt. Es algo que sucede normalmente cuando hablamos de nuestras personas queridas, aun cuando en mi caso ese cariño no sea correspondido.-

-Tienes una personalidad muy interesante Soma… de alguna manera eres tan firme como amable en ciertos aspectos, no es fácil definirte…- A la mutante le agradaba eso de la joven, le daba cierto aire de misterio que era difícil de igualar. –Kurt se parece un poco en eso a ti… no es fácil saber que esta pensando, como si su mente le dijese que hiciera una cosa pero su religión le ordenase hacer otra… siempre tiene un conflicto interno, como cuando se trata de mi…- Luego de decirlo, suspiro un poco, preguntándose cuando le perdonaría Kurt.

Spoiler:
Brrr D: mejor entonces no lo hago xDD

Mystique

Mensajes : 230
Fecha de inscripción : 09/08/2011
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una noche en la cocina

Mensaje por Soma el Lun Oct 03, 2011 6:47 am

La azulina mutante no pudo evitar la sorpresa ante la apróximada edad de Mystique a la cual vió con una incrédula sonrisa.

- Wow...- Fue lo único que comentó escuchándo las siguentes palabras de la mutante.- Mutti...Mutti fue la que me hizo darme cuenta de que era mutante y que eso significaba que era una persona con alguna modificación... Si no fuera por ella, seguiría siendo parte de la colección de "animales" exóticos del amo. No hablé hasta que tuve 9 años, aunque podía imitar las palabras y entendía lo que me decían, pero no hablaba simplemente porque me decían que los animales no hablaban...- Volvió a encogerse de hombros restándole importancia antes de volvera esa sonrisa tan especial que mostraba al hablar de Mutti.- Pero ella me dió valor para hablar...ella era muy especial, yo la quería mucho...lastima que no pudo acompañarme en este viaje.- Murmuró pensativa aunque nos e mostró triste ni nada de eso....sólo un pequeño velo de seriedad nubló sus ojos por un momento antes de volver a sonreir animosamente.- Sabes?....eres a la primera que le hablo de Mutti... de hecho, eres la primera persona con la que hablo tanto tiempo...

Comentó mientras volvía a usar su cola para pinchar una manzana llevándosela a la boca y dandole un mordisco, luego sacó la fruta que estaba ensartada en la punta triangular de su cola y esta volvió a bajar, esta vez enroscándose en la pata de la silla donde estaba sentada haciéndo leven movimientos como si hondulara, lo que le daba una falsa apariencia de una serpiente azul.

Soma

Mensajes : 271
Fecha de inscripción : 04/06/2011
Edad : 33

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una noche en la cocina

Mensaje por Mystique el Mar Oct 04, 2011 2:45 am

Raven que siguió en todo momento con la vista a Soma mientras se movía, siguió escuchándole, mientras le contaba quien era esa tal “Mutti”

-Vaya… me siento muy honrada entonces…- dijo honestamente con una leve sonrisa, sin saber bien como sentirse. Normalmente cuando alguien confiaba en ella, era porque a largo plazo planeaba usarle como parte de sus planes, cosa que en ese momento estaba haciendo en parte, dado que según Soma, ella hablaría con Kurt. Lo que en ese momento molestaba a la camaleónica mutante, era que comenzaba a sentirse un poco culpable por ello, las palabras de aquella joven que tanto se parecía a su hijo, le dieron un poco de pena. Sin saber nada sobre Mystique, Soma ya parecía confiar en ella, algo que no parecía ser frecuente por lo que decía. –Es bueno tener a alguien que nos haya dado valor, alguien a quien podamos recordar al menos… yo tenia a una persona así, se llamaba Irene…- La mujer se sorprendió a si misma al decir esas palabras, no era normal en ella abrirse tanto, mucho menos ante alguien a quien apenas conoció ese mismo día. –Ella… ella ya no esta aquí, su muerte provoco tal furia en mi que no pude controlarme… pero en fin, la vida sigue y es algo que debemos aprender tarde o temprano.- Tras haber dicho eso, suspiro largamente, no le gustaba recordar a esa mujer, le causaba mucho dolor.

-Y yo creo que eres la primer persona aquí que habla tanto tiempo conmigo sin asustarse o hacer un comentario hiriente… es por eso mismo que me gustaría que busques información sobre mi… no quiero que mas tarde te sientas traicionada si descubres algo desagradable.- Era lo mejor que podía hacer, que supiese temprano la verdad para ver si aun quería ayudarle con su hijo… ya que de enterarse después y estar enojada posiblemente terminaría empeorando las cosas con Kurt, además, muy en el fondo, Mystique no quería herir a Soma.

Mystique

Mensajes : 230
Fecha de inscripción : 09/08/2011
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una noche en la cocina

Mensaje por Soma el Mar Oct 04, 2011 8:03 am

- Por lo menos hiciste algo....- Murmuró mostrándo un semblante algo serio para a gentil mutante, aun tenía el recuerdo fresco cuando el "amo" disparó contra Mutti atravesándole el pecho.- Yo no pude hacer nada más que mirar.... estaba tan asustada que con suerte pude escapar...

Dió un profundo y apesadumbrado suspiro antes de estirar sus manos hacia aldelante como queriendo alejar esos tristes recuerdos, volviéndo a mirar a mystique mientras apoyaba el mentón en una mano y el codo de esta en la mesa.

- Tienes razón, se aprende de una forma o de otra... Y sé que esa lección aun no ha terminado, él es un hábil cazador y yo estaba destinada a ser su presa, era por eso que me criaba...- Comentó con la misma sencillez y ligereza que mostrara momentos antes.- Él sabe que estoy viva....y tarde o temprano dará con mi paradero....

Las últimas palabras de Mystique interrumpieron a Soma la cual mostró cierta curiosidad hacia el enigma encerrado en el consejo de ella.

- Pero si eres una persona muy agradable...- Comentó casi sorprendida al escuchar que los demás la trataran de esa forma.- Yo no soy buena juzgando a las personas..... simplemente no podría, dime tu...¿quién soy yo para juzgar si pasé toda mi vida encerrada en una jaula?- Preguntó mostrándo a su alrededor en un gesto.- Pasé de vivir aislada a vivir un cuento de hadas donde los humanos creían que yo era la encarnación de un dios....esta es la primera vez que entro en el mundo de verdad. ¿Crees que tengo cara de juzgarte?... Sabré lo que tenga que saber en el momento necesario, supongo que si no le caes bien a los demás, serán ellos los que me pongan sobre aviso, pero lo bueno es que te conocí antes de eso....así que no tendré prejuicios por futuras advertencias y seré libre de tomar la desición que me plazca, les guste o no...

Las palabras de Soma eran sinceras y las decía con una seguridad que no daba ni el más mínimo espacio a duda alguna. Mystique le había caído bien y, segun la mutante de piel azul, había sido sincera en sus palabras.

- .... a menos que me hayas estado mintiendo...- Agregó mirándola de soslayo, pero sin cambiar su gentil expresión.- Aunque no creo....verdad?- Preguntó con algo de ingenuidad, como si esperara que Mystique reconociera que la estaba engañándo, si ese fuera el caso.


Última edición por Soma el Miér Oct 05, 2011 8:26 am, editado 1 vez (Razón : error de dedo u_u)

Soma

Mensajes : 271
Fecha de inscripción : 04/06/2011
Edad : 33

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una noche en la cocina

Mensaje por Mystique el Miér Oct 05, 2011 12:50 am

-Una vez intente escapar, dejar todo de lado… pero fui muy débil como para mantener esa farsa.- Raven recordaba claramente aquella época en la que intento alejarse, vivir en Alemania con un hombre al que no amaba… y luego todo desemboco en el nacimiento de Kurt, lo que desplomo su tapadera.

Mystique no podía creer lo que estaba haciendo en ese momento, ¿Por qué demonios se abría tanto con una completa extraña? Ya ni siquiera podía creer que fuese ella quien había hecho todos esos actos de terrorismo, se sentía completamente diferente en ese momento… se sentía cómoda, y eso le molestaba.

Fue solo cuando escucho que aquella joven estaba siendo perseguida, que dejo de pensar en sus propios asuntos. –Así que alguien te persigue…- El tono con el que Mystique dijo eso se notaba con bastante furia, con el mismo odio que provoco, desde hace tanto, que se aliase a Magneto. –No te diré una tontería tan simple como que aquí estarás a salvo y que el no te encontrara… pero si puedo decirte que serás defendida si aquel sujeto llega a aparecerse, además yo soy mucho mas efectiva en ese aspecto que los que viven aquí, mucho mas.-

No era intención de Mystique presumir sus habilidades para matar, cosa de la que la patrulla carecía, a excepción de Logan por supuesto. –El no te tocara nunca mas, Soma, no tocara a ningún otro mutante…- Lo primero que Mystique hará luego de que termine esa noche, será buscar información sobre Soma, y de esa manera descubrir quien es ese hombre del que tanto hablaba.

Luego con una leve sonrisa, decidió responder la pregunta de Soma, como si lo que dijo anteriormente no hubiese existido. –¿Mentirte? No lo creo Soma, si estoy aquí es porque cambie ese viejo habito de mentirle a la gente…- irónicamente para Mystique, no estaba completamente segura de no haberle mentido. Aquella joven realmente estaba comenzándole a agradar, pero realmente le podría servir de mucho en sus planes para arreglarse con Kurt, no podía simplemente tirar esa carta a la basura…

Pero Soma… esa chica tenia algo en su personalidad que provocaba en Mystique duda, le provocaba culpa el querer usarla con Kurt, pero fue gracias a esa misma culpa que supo que realmente le agradaba esa chica, lo que en ese momento no sabia si era bueno o malo. –Por cierto… ¿Hace cuanto que estas aquí querida? Por lo que me dices aun no socializaste demasiado…-

Mystique

Mensajes : 230
Fecha de inscripción : 09/08/2011
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una noche en la cocina

Mensaje por Soma el Jue Oct 06, 2011 7:25 am

- Yo también abandoné la farsa.... me cansé de que la gente de los pueblos que frecuentaba en la índia creyera que yo era la encarnación de su dios... Aunque en ocaciones es divertido, no lo niego, pero finalmente me da lástima tener que engañarlos en su fe...- Comenta con un suspiro comenzándo a juguetear con sus dedos sobre la mesa clavándo la mirada en estos.

Las palabras de Mystique la tomaron por sorpresa y sobresaltada volvió a mirarla asombrándose de la furia repentina en sus palabras. Llegándo a asustarla por unos momentos, pero pronto se dió cuenta de que habían sus propias palabras las que habían desencadenado la furia de la mutante.

- Se demorará mucho en encontrarme....en este mundo humano yo, literalmente, no existo...- Sonrió ampliamente como si enorgulleciera de ello.- No tengo un acta de nacimiento, ya que fui "catalogada" como Objeto de colección, jamás fui a algún hospital y ni pensar de alguna escuela... Ni siquiera tengo un nombre real...- Soltó una suave risa ante esto último. Soma tenía un extraño sentido del humor, tanto así, que el hecho de no tener nombre le parecía gracioso.- Chandra...ese nombre me lo dió Mutti, ella me contó sobre el dios indú de la luna, el cual ronda por las noches ataviado con amplios ropajes....Soma, me lo dieron los mismos habitantes de los pueblos en los que me movía....Soma no es ninguna deidad, pero es el nombre del Elixir de la vida. Las historias dicen que de vez en cuando Chandra manda al Soma a la tierra para probar las habilidades de los mortales, la forma y poder del Soma es diferente cada vez.... Te podrás imaginar los líos que se armaban cuando me veían? como es un brebaje siempre pensaban que el preciado "Soma" era mi sangre...entonces me veía obligada a moverme hacia otro pueblo...

Soma se veía tranquila y hasta divertida de contar parte de su historia. Además quería, en cierta forma, aplacar un poco la furia de Mystique o, al menos, que no se preocupara sobre eso.

- En la índia hay miles de relatos que aseguran haber visto a una deidad de piel azul...no entablé amistad con nadie en mis años en esas tierras, así que nadie sabe que vine a Estados Unidos...- Volvió a posar su mentón en una de sus manos descansando el codo en la mesa sonriéndo a mystique de medio lado.- Así que no me preocupa...se demorará muhco tiempo y si viene...- Dejó la frase a medias mientras su sonrisa se desvanecía por unos segundos antes de volver a aparecer.- Si aparece.... haré lo que siempre hago...desaparezco, no me gustaría que encontrara este lugar. Para él, los mutantes no somos más que animales en un gran coto de caza...

Estas últimas palabras las dijo casi en un susurro mientras se le venían a la mente los recuerdos de cuando vagaba por la gran mansión de noche, claro después de teletransportarse fuera de su jaula. La gran casa, muy similar en infraestructura al instituto, era sombría y siniestra. Al caminar Soma había visto muchos animales disecados en grotescas posturas que le ponían la carne de gallina a la mutante que para entonces tenía 9 años.

De improviso sacudió al cabeza queriendo sacarse esa horrible sensación que le provocaban esos recuerdos y frotándose los antebrazos con sus manos ( se le había puesto la piel de gallina) sonrió a Mystique.

- Perdón....tuve un Lapsus...- Bromeó riendo escuchándo la pregunta que le hacía.- .... Diría que....un poco más de una semana.- Respondió consultándo el calendario de la cocina encogiéndose de hombros con respecto a eso de "socializar".- No soy muy buena socializando...y sólo he hablado con unos pocos, sólo con Kitty, Kurt y el profesor Xavier...Pero ahora es la primera vez que converso de verdad, sin miedos...Gracias.- Dijo finalmente volviéndo a juguetear con sus dedos en la mesa.

Soma

Mensajes : 271
Fecha de inscripción : 04/06/2011
Edad : 33

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una noche en la cocina

Mensaje por Mystique el Vie Oct 07, 2011 8:46 pm

-¿Una diosa en la india? ¿Solo por tu exótico color azul?... supongo que podría hacer una visita allí, al menos para caminar con mi piel original sin que me quieran lanzar rocas…- Sonrió un poco al decirlo, ya le había mostrado mucho a Soma cuando le menciono, sin hacerlo demasiado obvio, que ella no tenia ningún reparo en matar a quien le persiguiese. Mostrar una sonrisa, por mas que esta escondiese un poco de tristeza e incluso enojo debido a su pasado, era lo mejor en esa situación.

-¿Así que prácticamente no existes? Interesante…- La mutante se quedo escuchando esas palabras con atención, como Soma había sido catalogada como un objeto toda su vida, para luego comenzar a escuchar la historia tras su nombre. –Así que te has movido mucho en tu corta vida… yo también lo hice, durante mucho tiempo en realidad. Incluso visité la india, hará unos 30 o 35 años… solo que en todo momento estuve bajo una piel falsa, no pude experimentar gozar de mi verdadera piel.- Nuevamente, sin saber porque, estaba contándole cosas a Soma que nunca antes le dijo a nadie, y no porque fuesen importantes… eran mas bien triviales, pero muy pocas veces en su vida tuvo tiempo de hablar trivialidades.

-Es una historia bastante especial la de tu nombre Soma… o Chandra, supongo que para el caso es lo mismo… No quiero imaginarme los problemas que te ha dado que algunos aldeanos quisiesen tomar tu sangre… aunque créeme que en eso no están tan equivocados, conozco mutantes que tienen una sangre capaz de sanar heridas y curar enfermedades, estoy segura que cuando vivas lo suficiente, también conocerás muchos así.- Nuevamente volvió a sonreír un poco, le era muy fácil imaginarse a Soma crecida, al menos su cuerpo. La actitud de ella aun podía cambiar bastante, por lo que no era demasiado obvio en que terminaría convirtiéndose.

-Ni se te ocurra desaparecer Soma…- Comentó Mystique seriamente, sin embargo no sonaba a regaño. –Entiendo que estés acostumbrada a huir de tu “cazador” pero es algo que debe terminar, esa debería ser la principal razón por la que te encuentras aquí.- Dicho esto tomo un poco de aire, preguntándose si Soma estaba tomando muy mal lo que ella decía, sin embargo decidió continuar. –No te estoy retando Soma… es solo que no me gusta ver como algunos mutantes son perseguidos y no hacen nada al respecto, solo huir…-

Mystique bajo la mirada un poco, ella misma conoció a varios mutantes en la misma situación de aquella joven, los cuales apenas y sobrevivieron a la locura. –No me importa que el nos vea a todos los mutantes como animales, honestamente incluso me reiría de el… encargándome de que nunca mas viese a un mutante de esa manera… Hay gente con la que solo se puede razonar de una manera, y no creo que deba decirte cual es…-

Acomodándose un poco el cabello con la diestra, volvió a ver a la joven, poco a poco Mystique estaba dejando salir su personalidad, por lo que ver como Soma reaccionaba a ella era importante. –Perdóname… creo que yo también tuve un lapsus… en fin, solo quería decirte que no te preocupes por ser poco sociable, como veras yo también lo soy… hay veces que simplemente dejo salir mi yo interior… el que no le gusta a muchos.-

-No tienes porque agradecer pequeña, en todo caso soy yo la que debe agradecerte a ti por no prejuzgarme, aunque supongo que teniendo ambas el mismo color de piel resulta un tanto difícil no sentirse atraídas a una conversación.-

Al mencionar eso, la camaleónica mutante no pudo evitar preguntarse si esa era la razón por la que se abría tanto con aquella joven… tras sonreír incrédula se convenció a si misma que era imposible, debía haber algo mas…

Mystique

Mensajes : 230
Fecha de inscripción : 09/08/2011
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una noche en la cocina

Mensaje por Soma el Sáb Oct 08, 2011 8:26 am

Soltó una suave y grata risa ante el comentario sobre ir a la índia.

- Deberías...si quieres podemos ir juntas, te mostraría las hermosas villas que hay hacia el oriente, cerca de las fronteras con China y Nepal....te quitarán en aliento.- Ofresió con una sinsera y entusiasta sonrisa. Ya le estaba agradando la idea de tener una amiga en este extraño país y, hasta el momento, Mystique era la única que había mostrado tener el tiempo para sentarse a conversar tranquilamente.

Escuchó a la otra mutante sin perder su gentil sonrisa asintiendo de vez en vez a sus comentarios.

- No te creas que es tan fácil, en la índia hay muchos dioses y muchos conflictos entre ellos, así como en la mitología griega...además tu tienes la ventaja de que puedes cambiar de forma y pasar por una persona normal... Yo tuve que huir y, en ocaciones, luchar cuando me emboscaban. Yo no puedo esconder lo que soy y eso muchas veces me juega en contra.- Agregó con franqueza y casi con admiración hacia la experimentada metamorfa.

Soma aun estaba pensándo en lo que le había dicho, sobre los mutantes con la sangre curativa y se estaba imaginándo como serían, serían tranquilos y gentiles como su don sugería?.... Estaba sumida en sus cavilaciones cuando el cambio en el tono de voz de Mystique la devolvió abruptamente a la realidad...por segunda vez. Parpadeó un par de veces nuevamente sorprendida por ese cambio escuchándo en silencio sus palabras sobre su larga huida. Cuando la otra hubo terminado simplemente se hechó a reir, pero su risa era completamente diferente, ahora estaba cargada de ironía.

- No huyo de ese hombre...-Le aclaró casi de inmediato sonriéndole con cierto sarcásmo ante la situación planteada.- Escapé de mi cautiverio y después le alejé, fue simple sentido común, a esa edad apenas y sabía controlar mis habilidades. Pero ahora es diferente...- Sonrió de forma que dejara ver sus blanquecinos y afilados colmillos, y con esa expresión de ironía en sus ojos le daban un aire siniestro.- Y ese sujeto llega a aparecer comenzará la verdadera cacería y se dará cuenta de que esta vez la presa será él... Y si desaparezco será para alejarlo de este tranquilo lugar, los que viven en esta mansión tienen su propia guerra que luchar y no me gustaría molestarles con nimiedades....- Se encogió de hombros mientras apartaba un mechón de cabello de su frente con gesto tranquilo.- Además soy algo egoísta.... es mi pelea y soy yobquien debe darle fin. Ya no soy un cachorro como piensa ese sujeto, ahora puedo convertirme en el cazador y él se arrepentirá de haberme buscado, ya no voy a huir Mystique, será él quien huya de mi...

Ahora era Soma quien mostraba una faceta que nadie había conocido de ella. La azulina mutante siempre tan tranquila y gentil tenía una siniestra cara oculta la cual se veía fría y calculadora.... y aparentemente no tendría reparos en matar de ser necesario, como Mystique había insinuado momentos antes.

El cambio de tema por parte de Mystique pareció sacar a Soma de este misterioso estado haciéndo que se desperezara estirándo sus brazos y manos sobre la mesa con movimientos felinos mientras meneaba la cola con suavidad.

- Bueno, también nuestro parecido físico ayuda a que podamos hablar con más confianza...pero al parecer tenemos algo más en común que la simple apariencia, no sé que es, pero lo siento...- Le dijo volviéndo a su gentil mirada borrándo por completo a la Soma amenazadora que mostrara momentos antes.- Y dime... supongo que conoces la ciudad verdad?... Me gustaría salir, pero me da algo de pena pedirle a alguien que me acompañe...todos lucen siemrpe tan ocupados que noq uiero molestarles, tal vez, si puedes y tienes tiempo podríamos salir?- Preguntó de improviso con timidez sonriéndole algo avergonzada.


Soma

Mensajes : 271
Fecha de inscripción : 04/06/2011
Edad : 33

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una noche en la cocina

Mensaje por Mystique el Sáb Oct 08, 2011 9:55 pm

¿Ir a la India juntas? Eso tomo por sorpresa a Mystique, que apenas y podía creer lo que escuchaba. Era cierto que sentía cierta confianza especial hacia Soma, pero no se había dado cuenta de que esa confianza parecía ser reciproca. Luego razono que era una broma, sin embargo decidió hacer un comentario para verificarlo. –No se como esta la india en esta época del año… pero supongo que si puedo transformarme, puedo adaptarme al calor- comentó sonriendo un poco.

-Entiendo lo que dices sobre que te juega en contra tu apariencia, sin embargo tengo entendido que usar un sari allí es bastante corriente… ¿No debería eso bastar para cubrir nuestro tono de piel?- Al decir estas palabras sonrió un poco mientras sus ropas blancas tomaban un tono negro y comenzaban a fundirse, formando un hermoso sari de color negro con diversas decoraciones, el tono azul de Mystique quedaba bastante bien con aquel vestido. –Supongo que con solo agregar un velo… bueno, todo esta dicho ¿verdad?-

Mientras seguía vestida de esa manera, se sentó tranquilamente en una silla, observando a Soma mientras hablaba. –Veo que malinterprete tus palabras…- susurro en voz baja la metamorfa al escuchar la opinión de Soma sobre el hombre que le perseguía. Saber que esa joven tenía tal valor y fuerza en su interior, provocaba que le agradase aun más.

Ahora era más evidente que nunca, Soma no era como la mayoría de los habitantes de esa mansión, de alguna u otra manera, sabia que si se lo proponía, era capaz de matar, al menos para defender sus ideales. Hace solo unos meses atrás, hubiese intentado convencer a esa joven de unirse a la hermandad, el no haberlo hecho demostraba que estaba cambiando, poco a poco.

-Entiendo tu deseo de pelear esa batalla por ti misma, el no permitir que aquel hombre moleste a los habitantes de este lugar… Pero más que nada, lo que entiendo es el anhelo de demostrar que ya no eres una cachorra, que eres tan letal como una pantera… es precisamente por esa razón que no ahondare más en el tema a menos que tú lo hagas primero. Como dices es tu batalla, y yo por mi parte me dignare a mirar como triunfas…- Muchas veces Mystique uso esas mismas palabras para que algunos mutantes se alcen contra el homo sapiens, y a la larga terminaran uniéndose a su causa… esta era la única vez que no tenia eso como objetivo, esta vez eran palabras sinceras.

Subiendo un poco la manga del sari, para que no toque el suelo, se rió un poco y le miro –Es difícil sintetizar una ropa con tantos pliegues… pero a la larga una se acostumbra, además es un vestido hermoso ¿No crees?- Esa pregunta, la formulo mas que nada para cambiar el tema, y así dejar de hablar de aquel cazador que le atormentaba.

Nuevamente, las palabras de Soma terminaron por sorprenderle, ella quería salir a Nueva York junto a Mystique, una mutante que apenas y conoció esa noche… sin duda fue la mejor primera impresión que dio la mujer en toda su vida. -¿Insinúas que no luzco ocupada Soma?- Preguntó riéndose un poco para luego continuar –Claro que no tengo ningún reparo en salir por la ciudad, y si, la conozco bastante bien a decir verdad.-

No existía una razón para simplemente rechazar la invitación, ni siquiera con la personalidad que tenia antes de entrar a la mansión tenia porque hacerlo. Era cierto que cambió mucho esos días que paso en ese lugar, pero también era cierto que todo lo hacia por sus hijos… y de no darse las cosas como quería… mejor no pensar en ello.

-Además, si debo ser completamente sincera contigo, salgo todos los días de aquí, no me gusta estar rodeada de tantas personas caminando por los pasillos, jugando… si me preguntas, todas esas cosas deben hacerse fuera.- Tras un largo suspiro, volvió su ropa a la normalidad, con su clásico vestido de color blanco y botas a juego. –La respuesta, por si te maree un poco, es si… me gustará salir contigo a la ciudad, para que la conozcas un poco.-


El sari
Spoiler:

Mystique

Mensajes : 230
Fecha de inscripción : 09/08/2011
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Una noche en la cocina

Mensaje por Contenido patrocinado Hoy a las 3:24 pm


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.