Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» X-Men: Evolución (The RPG)
Miér Jun 17, 2015 12:08 am por Invitado

» X-Men: Evolución (The RPG)
Mar Jun 16, 2015 11:58 pm por Invitado

» Without a Cloak! Elite
Dom Jul 28, 2013 5:23 pm por Invitado

» hola a todos soy SenninIsland
Sáb Jul 06, 2013 5:48 am por senninisland

» [Afiliacion Elite] Sennin Island
Sáb Jul 06, 2013 5:42 am por senninisland

» The Time Turner Rol {Afiliación Élite}
Lun Nov 26, 2012 3:32 pm por Invitado

» ficha júbilo
Dom Nov 11, 2012 10:54 pm por Júbilo

» hogar dulce hogar(2 semanas despues de su llegada)
Sáb Sep 15, 2012 11:26 pm por NadaNadon

» GOTHAM SIN CITY [Afiliación élite]
Vie Jul 20, 2012 2:56 am por Invitado


Azazel "Líder de los Neyaphen"

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Azazel "Líder de los Neyaphen"

Mensaje por Azazel el Jue Nov 17, 2011 1:14 pm

Nombre original: Azazel

Alias: Satán, Beelzebub, Beliar, Gadriel.

Alineación : Actualmente Neyaphen, anteriormente Club del Fuego Infernal

Poderes:

Teletransportación, descarga de energía paralizadora, descarga de energía destructiva, cambiar de aspecto, inmortal, control telepático de los Firedancers.

Habilidades: Espadachín experto, maestro de las artes oscuras.

Audiencia

La última vez que había tenido contacto con el mundo de los mortales había sido cuando me enfrenté contra mi propia progenie, esos traídores a su estirpe que se pusieron en contra de su propio padre evitando así, que nosotros los Neyaphen, hubiésemos vuelto a la tierra para acabar con los Cheyarafim de una vez por todas y convertirnos en los soberanos del mundo. Dos días fue el tiempo que estuve vagando por el vórtice teleportador al que fuí a parar tras mi último enfrentamiento, aquél grupo conocido como los X-men habían tratado de detenerme inutilmente, y de no haber sido por mis sucerores nada me habría impedido acabar con ellos. Sujetaba mi cabeza que se apoyaba en mi mano derecha mientras estaba sentado en mi trono, hasta que una nueva invadió mis pensamientos. -Precipitarse como la última vez puede hacer fracasar mis planes otra vez, eso es algo por lo que no estoy dispuesto a pasar nuevamente. Miraba un antiguo libro de objetos cuyos poderes místicos pudiesen ayudar a mi causa, hasta que di con el colgante de Nark Drekernt, ese objeto data de los tiempos de Babilonia y fue creado por el orfebre Nark Dekernt en un intento desesperado para permanecer atado siempre al mundo de los vivos, para ello utilizó esencias ya extintas en el mundo y el resultado fue un éxito pues a pesar de que los años pasaban, el siempre permanecía en el mundo de los vivos hasta que un día fue sorprendido por un salteador que le robó el colgante, haciendo que este diese el paso a la dimensión que le correspondía tras la muerte.

-Ese será mi primer paso, obtendré la permanencia ilimitada en la tierra y una vez lo consiga podré comenzar a prepararlo todo para que mi ejército, pueda escapar de su dimensión y lanzarse sobre la tierra asolándolo todo a su paso, y así poder cobrarnos la venganza contra los Cheyarafim. Coloqué mis dedos sobre aquel colgante para averiguar cual era su situación exacta, gracias a mis conocimientos en la magia negra, en mi mente se manifestó la imagen de una ciudad grande cuya fisonomía manifestaba que se trataba de un lugar de Europa, por el tipo de escritura que había en el recinto pronto supe que se trataba de España, pecisamente uno de los palacios de la ciudad de Madrid, no me sería ningun problema hacerme con el colgante, pues solo tendría que llegar hasta donde se econtrabay una vez estuviese en mi poder salir de allí.

Me incorporé de mi trono tomando la apariencia física de un hombre de unos treinta años de edad, vistiendo ropas apropiadas para poder caminar por la tierra sin llamar la atención de los seres con habilidades sobrehumanas, me desvanecí de la estancia de mi castillo dejando tras de mi una nube rojiza con olor a azufre, cuando me encontré fuera observé por un momento la dimensión que durante tanto tiempo había sido mi prisión, para después volver a desvanecerme con otro sonoro bamf y reaparecer en Madrid, en las cercanías del palacio en que había sido convertido en el museo arqueológico nacional, comencé a caminar hasta llegar a sus puertas ahora cerradas al ser de noche en esa parte del hemisferio. Cerca de mi posición un coche de policía nacional se detuvo a unos cinco metros de mi, de él bajaron dos agentes de policía que comenzaron a acercarse. -Perdone pero el museo hace ya un rato que cerró, vuelva mañana y podrá verlo sin problemas. Insolente mortal, ¿Quién se creía para darme órdenes? -Gracias por la sugerencia, pero necesito verlo ya. El rostro del policía cambió de aspecto tornándose más serio. -He tratado de decírselo por las buenas, pero me veo obligado a pedirle que se valla. No pude evitar dejar salir una malévola sonrisa al oír lo que ese mortal me acababa de "pedir" amablemente.

Sin dar siquiera tiempo a reaccionar al agente que se había dirigido a mi, saqué mi espada oculta en la gabardina negra que había tomado como prenda, cortando velozmente la funda de su arma que cayó al suelo en el acto, después lancé una estocada a su pecho hiriéndole de gravedad, su compañero aprovechó para desenfundar su arma y abrir fuego, pero para cuando se dispuso a disparar ya no había nada mas que los restos rojizos de una nube de azufre. -¿¡Donde estás!? El iluso mortal ignoraba que ya estaba detrás suyo dispuesto a decapitarlo. -Justo detrás de ti. Dije mientra separaba su cabeza del tronco con otra estocada de mi espada, valiéndome de mis poderes me teletransporté dentro del museo y comencé a buscar el colgante dando bamfidos por las diferentes salas, pero de pronto noté que no estaba solo, pues los pasos de otro mortal que custodiaba el lugar se acercaban. -¡Ríndase la policía está de camino no tiene escapatoria! Precisamente no era algo que me interesase en este momento, tal vez cuando me hubiese hecho con el colgante, pero antes debería acabar con cierto insecto de uniforme. Me situé tras él y le agarré teletransportándome al techo, para después dejarle caer al vacío mientras volvía a teletransportarme al suelo, al caer el impacto que produjo el cuerpo del guardia fue sonoro al tener sobrepeso.

-Solo me queda la sala donde se encuentran las civilizaciones próximas al antiguo Egipto, el colgante no debe andar muy lejos. Aparecí en dicho lugar y comencé a buscar entre bustos faraónicos y lujosos adornos, decorados con joyas hasta que allí estaba él, situado sobre el cuello de la efigie de un monarca de la época de Babilonia, tan solo tuve que cogerlo y maravillarme con su poder, hasta que de pronto escuché abrirse la puerta principal del museo seguido de muchas pisadas y voces, no tardaron en llegar a mi posición, pero me despedí con un bamfido para luego aparecer en las inmediaciones del lugar, para dirigirme a uno de los oscuros callejones. -Este es el principio del fin.

Azazel

Mensajes : 7
Fecha de inscripción : 16/11/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Azazel "Líder de los Neyaphen"

Mensaje por Moderador 1 el Jue Nov 17, 2011 7:09 pm

Bienvenido, user. Excelente prueba. Mis felicitaciones.

Eres libre de empezar a jugar Smile.

Moderador 1

Mensajes : 230
Fecha de inscripción : 02/04/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.